SPB
SPB Contigo
Frutas y verduras de invierno

Frutas y verduras de invierno

Propiedades y beneficios de los alimentos de temporada para nuestro organismo

 Quien más y quien menos, después de los excesos de las fiestas, se pone las pilas a principios de año y se propone comer más sano y equilibrado. Para conseguirlo, nada mejor que recurrir a las frutas y verduras. Son la base de nuestra dieta mediterránea y la garantía de estar comiendo de forma saludable. Pero, además, si optamos por las de temporada, estaremos siendo doblemente healthys.

Hacemos un breve repaso por las frutas y verduras de invierno a las que podemos recurrir estos meses para conseguir menús ricos, equilibrados, saludables y nutritivos. 

FRUTAS

Los cítricos se llevan la palma en este listado. Vitamina C y vitamina A en vena. Antioxidantes naturales. Todo ventajas. Naranjas, limones, mandarinas y nuestra recomendación estrella, los pomelos.  Tomar un zumo de pomelo en ayunas nos ayudará muchísimo para combatir la retención de líquidos con lo que nos ayudará en nuestras dietas adelgazantes. Fantástico para combatir los resfriados, el estreñimiento e, incluso, combatir la hipertensión y proteger el corazón. 

Los kiwis también son una fruta de invierno muy saludable para incluir en la dieta. Tienen mucha más vitamina C que las naranjas, fibra y muy pocas calorías. Para los problemas de regularidad intestinal es un excelente aliado. Te recomendamos consumirlo en tus almuerzos y meriendas. Y, añadiéndolos a las ensaladas, aporta una frescura muy interesante. 

Las fresas ya comenzamos a encontrarlas y son riquísimas. Son una fuente de vitamina C y ácido fólico. Aunque las fresas con nata son un postre delicioso, quizá mejor optar por otras alternativas más saludables como  el zumo de naranja para acompañar las fresas.

HORTALIZAS

Repollos, coliflor, brócoli... Pertenecen a la familia de las crucíferas y sí o sí deberíamos consumirlas tres veces a la semana ya que son ricas en carotenoides, vitaminas y fibra. Se les considera con propiedades anticancerígenas. Son buenas para los huesos porque tienen mucho calcio. Además, ofrecen una infinidad de maneras para consumirlas. Crudas o cocinadas son una inyección de salud para nuestro organismo. 

Si nos tenemos que quedar con una verdura de invierno, votamos la alcachofa. Es sabrosísima y sus propiedades casi infinitas. Es saciante, nos ayuda a controlar el apetito, estimula la eliminación de líquidos y regula el estreñimiento. Rica en vitaminas, minerales y antioxidantes. 

La berenjena también es una verdura muy agradecida que podemos cocinar de múltiples formas al horno, hervida, salteada, etc. Es antioxidante, contiene vitaminas A, B1,B2, C y E. Es muy rica en minerales como el potasio, calcio o hierro. 

Y acabamos este breve repaso hablando de los espárragos trigueros. Como otros vegetales de hoja verde, los espárragos tienen ácido fólico y vitamina B12 que ayudan a mantener la vitalidad y reducen el envejecimiento cognitivo. Son ideales para depurar los riñones por sus propiedades diuréticas. Su aporte calórico es mínimo y tiene un alto contenido en fibra. 

Comer sano y equilibrado es fácil. Cuídate. No olvides que eres lo más valioso!!!

Otros artículos

Facebook

Esta página web utiliza cookies propias y de terceros. Si continua navegando consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí Aceptar