SPB
SPB Contigo
Cómo limpiar las escobillas del limpiaparabrisas
@Shutterstock

Cómo limpiar las escobillas del limpiaparabrisas

Es un gesto muy sencillo que te puede evitar serios percances al volante

Sólo nos acordamos de Santa Bárbara cuando truena. Este refrán nos viene que ni pintado en el caso de las escobillas del limpiaparabrisas. Los días de lluvia cuando conectamos la palanca que las pone en marcha y nos damos cuenta que no funcionan bien, o que no limpian como deberían las lunas de nuestro coche.
 
No es un problema menor. Es un problema importante de seguridad y cuando hablamos de conducción hablamos de palabras mayores. No vale la pena tener un percance por no mantener convenientemente las escobillas. Te enseñamos cómo.
 
En primer lugar, no castigues a las escobillas. Es decir, no hagas funcionar el limpiaparabrisas si la luna no está húmeda porque sufren las escobillas y podrías rayar el vidrio. Cuando el limpiaparabrisas está conectado y oyes ese ruido de arrastre tan fuerte, es síntoma de que no hace falta tenerlo funcionando.
 
Para limpiar las escobillas, únicamente necesitas una bayeta y alcohol 96º Deliplus. En primer lugar, retira la suciedad más gruesa que pueda haber como hojas o pequeñas ramas, papeles, etc. Después, impregna la bayeta con un poco de alcohol y límpialas bien.
 
Como indicador, debes saber que se recomienda cambiar las escobillas cada dos años.

Otros artículos

Facebook

Esta página web utiliza cookies propias y de terceros. Si continua navegando consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí Aceptar