SPB
SPB Contigo
Organizar la casa después de las vacaciones

Organizar la casa después de las vacaciones

Que tu hogar recupere la normalidad después del verano te ayudará a volver más fácilmente a la rutina

La vuelta al cole ya es una realidad y puede que ya ni nos acordemos de las vacaciones, sin embargo, ¿está nuestra casa ya al 100% después del parón veraniego? Normalmente nos suele costar volver a la normalidad y también a nuestro hogar. Te damos unos consejitos para que te organices a la perfección.

- Las maletas, empaquetadas y guardadas

A estas alturas, no puedes todavía tener las maletas en la galería o en la habitación de los trastos. Sí o sí, tienes que haberlas deshecho, puesto las lavadoras, ordenado la ropa y guardado las maletas en el trastero, en el altillo o donde las almacenes. Normalmente deshacer las maletas es lo más tedioso de la vuelta a la rutina. Tienes que sacar toda la ropa, separarla en ropa blanca y de color, lavado a mano, etc. y preparate para poner lavadoras "como si no hubiera un mañana". Hay que hacerse el ánimo y lanzarse. Estar a mitad de septiembre todavía con ropa que planchar y guardar por el medio o con los bañadores sin guardar, o con las bolsas de la playa todavía hechas no nos ayuda a centrarnos en el hoy.



- Cajones y armarios

Quizá es demasiado pronto para plantearse cambios de armarios y sacar la ropa de invierno, pero puedes aprovechar estas lavadoras que acabas de poner y guardar la ropa que sabes que no vas a utilizar. Por ejemplo, toallas y bañadores. Es improbable que volvamos a utilizarlos así que es una buena oportunidad para empaquetarlos y guardarlos. 

- El frigorífico

Lo más inteligente cuando nos vamos de vacaciones, si nuestro electrodoméstico nos lo permite, es activar el modo "Vacaciones". En este modo, la temperatura del frigorífico sube unos grados de modo que se consume menos energía. Además, hemos de tener en cuenta que, al no abrirse tanto la puerta del frigorífico, el frío no se pierde con lo cual esos grados de más son perfectos para mantener los alimentos que hayamos dejado.

Por eso, a la vuelta, lo que tenemos que hacer es volver al modo normal y, sobre todo, llenar la nevera. Fundamental que, para hacerlo, nos vayamos con una lista de la compra y no nos dejemos llevar por la inercia de las vacaciones. Volvamos a nuestra dieta y a nuestras costumbres.

- Alimentación

Lo acabamos de comentar. Se acabaron tantas comidas y cenas fuera de casa y tantos aperitivos. Vuelve la realidad y, además, es bueno que así sea. Intenta configurar menús semanales, te ayudará cuando hagas la compra y, además, evitará que caigas en la inercia de las comidas de vacaciones. Ahorrarás dinero, ahorrarás tiempo y te quitarás esos kilos de más que puedes haber ganado en las vacaciones.

Esperamos que estos consejos te ayuden a vover a la rutina lo más rápidamente posible. 

Otros artículos

Facebook

Esta página web utiliza cookies propias y de terceros. Si continua navegando consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí Aceptar